Leandro Cabrera 'Mazinho', entrenador del CD Tenerife B / ACAN

Mazinho: “Siento un gran orgullo por entrenar al filial del CD Tenerife”

CAJA_SIETE

Hablamos con Leandro Cabrera, ‘Mazinho’, máximo responsable técnico del CD Tenerife B. Conocemos, entre otras cosas, cómo ha transcurrido la temporada de su equipo, los objetivos que se le plantean como técnico del filial, cómo ve la Tercera División, además de cómo ha sido la relación con los diferentes técnicos que han pasado por el banquillo del primer equipo mientras él ha dirigido al B. Asimismo, conocemos de primera mano cuáles son las diferencias entre entrenar a un equipo amateur respecto a uno profesional, su experiencia de rozar el ascenso a Segunda B la pasada campaña, su futuro y si cree necesario que la división de bronce necesita más equipos canarios.

– ¿Qué valoración hace de la temporada que está haciendo el filial blanquiazul?

“Creo que la valoración es buena porque no es la misma plantilla que empezamos en julio. La mejoría ha sido diaria gracias al proceso de entrenamientos que llevamos dentro del club y en el fútbol base. Así que la valoración es buenísima. Es un equipo en julio y otro ahora. A nivel individual el rendimiento sube en el trabajo diario, con los objetivos diarios que nos planteamos en la semana y los meses. Estoy contento con el proceso. Es cierto que no estamos entre los cuatro primeros, que es el objetivo que tenemos que tener, pero la formación y la preparación para que los jugadores lleguen al primer equipo es nuestro principal objetivo”.

– ¿Qué espera del último tramo de la competición regular?

“Espero competir. Nos quedan ocho jornadas. Ahora nos viene un partido difícil contra el Marino. Sabemos que tenemos que ir allí a conseguir los tres puntos y competir, esa es la palabra que le ha dicho a los chicos. Después que la tabla clasificatoria nos ponga donde merecemos, pero no podemos bajar los brazos, tenemos que intentar sumar de tres en tres. Si empatamos y sumamos de uno también es bueno porque todo lo que sea puntuar en esta categoría es bueno”.

– Tu mismo has dicho que el objetivo es estar entre los cuatro primeros, ¿qué cree que le está faltando al equipo para estar en las primeras posiciones?

“Es un proceso, nos han pasado muchas cosas que nos han limitado para competir. Hay futbolistas importantes que se han incorporado, como Bolaños, que tuvo una rotura de ligamento cruzado y no lo recuperamos hasta diciembre, otro futbolista como Fede, capitán del equipo. Para suplirlos han subido jugadores del C y juveniles de nacional y han rendido a un nivel muy alto. Es cierto que hay gente importante en el equipo que si no está se nota. A partir de ahí, está claro que hay un proceso que hay que hacer en los entrenamientos donde hay que hacer hincapié a cada tarea para mejorar en cada partido. Nos ha pasado que no finalizamos bien y no ganamos. El resultado quizás no se nos ha dado pero el proceso que ha habido durante los entrenamientos ha sido bueno”.

– ¿Qué objetivo se marcan para este tramo final?

“No podemos ir más allá de competir. A nivel individual creo que el rendimiento debe seguir subiendo. Es cierto que tenemos que hacerlo casi
perfecto para estar entre los cuatro primeros pero hay que intentarlo, es un reto más que nos ha puesto el fútbol. Hemos llegado a las últimas ocho jornadas con opciones de meternos y tenemos que ponérselo difícil a los cuatro que están arriba”.

– ¿Cómo ha visto este año el grupo canario de Tercera División?

“Muy igualado, creo que ha sido uno de los años que más lo ha estado. Los de arriba no se han ido. Otros años a estas alturas la categoría se ha partido, siempre hay tres grupos, donde el primero con seis-siete equipos buscan meterse entre los cuatro primeros, el segundo son los cuatro-cinco de abajo que buscan la salvación y después la zona media, que al final se deja ir un poco porque no vas a engancharte ni a arriba ni a abajo. Este año esto no ha pasado. Creo que hasta el final va a estar así por como están los equipos, por la igualdad que hay y por como actúan los equipos como local, porque creo que aprietan muchísimo, juegan muy bien al fútbol, tratando de sacar el máximo rendimiento a su campo. Nosotros sabemos eso y encima somos el CD Tenerife y los equipos quieras o no van a correr más con nosotros”.

– Actualmente solo contamos con la UD Las Palmas B en la Segunda División B. ¿Es de los que opina que se necesitan más equipos canarios en la categoría de bronce?

“Sí, creo que el futbolista canario está preparado para jugar en Segunda B e incluso más arriba. Pienso que tienen que haber más equipos en la categoría de bronce y en un futuro los van a haber por cómo se están haciendo las cosas. No tiene nada que ver el fútbol de ahora con el de antes pues cada vez va mejorando más. Ahora se ha añadido la tecnología, la preparación física con unos elementos que antes no existían y esto ha provocado mejoras. El futbolista canario va a estar preparado en un futuro”.

– A nivel personal ¿cómo te sientes en el seno del representativo?

“Siempre es un orgullo estar aquí y entrenar al filial del nuestro equipo de la Isla. Siempre he dado las gracias al CD Tenerife por contar conmigo, estoy aprendiendo y mejorando cada día. Soy mejor entrenador desde que llegué y eso es fundamental para todos. Los futbolistas crecen, los entrenadores también, al igual que el cuerpo técnico”.

– Desde la dirección deportiva, ¿cuáles son las directrices principales que se le han marcado como entrenador del Tenerife B?

“Mejorar al futbolista del filial para que llegue con la mejor formación, como persona y sobre todo en el aspecto deportivo, esa es la idea y el principal objetivo de cara a los futbolistas. Después es cierto que hay una competición a la que no podemos dar de lado, que tenemos que competir. Estuvimos en la Copa Federación, en la Copa Heliodoro y en la liga y creo que en las tres hemos competido de la mejor forma posible. Esa es la idea, intentar hacer mejor al futbolista y ayudarlo a que llegue al primer equipo”.

– Ha entrenado a diversos equipos de la Isla, pero ¿qué diferencia hay entre entrenar a un equipo no profesional y formar parte de una estructura de un equipo profesional?

“Todo es diferente. En primer lugar el día de entrenamiento, también el material, el hecho de formar a futbolistas profesionales y todo lo que eso conlleva, que no tiene nada que ver con mis etapas en el Vera, el Buzanada o el Realejos. Estos son equipos de pueblo, donde no tienes los medios que hay aquí. Hay que adaptarse a esto, intentar ser mejor. Por eso te digo que los entrenadores tenemos que saber donde estamos en cada momento e intentar ser mejor cada día, exigirnos a nivel individual porque creo que se suele relacionar solo con el futbolista, pero los entrenadores también debemos ser conscientes que también debemos ser mejores”.

– ¿Qué valoración haces de tu paso por el Tenerife?

“Aprender es la palabra que debemos tener en la cabeza. Yo aprendo diariamente de todo el mundo. Aquí estamos con verdaderos profesionales a nuestro lado y aprendemos hasta de un benjamín, de un alevín, que vemos entrenar. Creo que eso es fundamental. La idea que yo tengo como entrenador es seguir aprendiendo. La valoración es brutal porque podemos decir que cuando yo llegué aquí lo hice con una idea de fútbol, pero es cierto que nosotros tenemos que estar preparados para ir a más porque es fútbol profesional y hay cosas que no se ven desde fuera”.

Mazinho, en un partido con el filial del CD Tenerife / @jacfotografo
– El año pasado jugaron los ‘play off’, ¿crees que en la eliminatoria que se cambiara la ciudad deportiva por el Heliodoro influyó de alguna forma en el resultado final?

“Es cierto que no es el mismo escenario, pero somos futbolistas del Tenerife B y tenemos que estar preparados porque realmente el primer equipo juega en el Heliodoro. Si ellos quieren ser futbolistas, cuántos más partidos juguemos allí, mejor, porque así te vas a parecer al primer equipo. Es cierto que veníamos toda la temporada jugando en la Ciudad Deportiva y que al final jugar ese último partido allí puede condicionar, pero es una experiencia más que tienen que vivir los futbolistas. Ellos la vivieron de una manera espectacular y eso les sirvió como una experiencia para su futuro como profesional y creo que hicimos un buen partido. Es cierto que no pudimos ascender pero tampoco perdimos y eso es bueno. Siempre recordaré el gol anulado que creo que es legal y ahora estaríamos hablando en Segunda B, pero bueno, el futuro te da esto, tenemos que seguir trabajando y mejorando día a día”.

– En su etapa como entrenador del filial, le ha tocado convivir con tres entrenadores del primer equipo: Martí, Etxeberría y ahora Oltra.  ¿Cómo han sido sus vivencias con ellos?

“Los tres tienen diferentes personalidades pero todos han sido muy comunicativos con el entrenador del B, que en este caso soy yo. Cada uno con sus diferentes ideas de fútbol, eso está claro, pero ya te digo, como persona ha sido espectacular compartir muchas charlas con ellos y de ahí también se aprende. Nosotros que estamos en el fútbol semiprofesional, amateur, de cada uno hay que coger lo bueno y aprender de ellos para que en un futuro valga de algo”.

– ¿Ha pensado la posibilidad de ser entrenador del primer equipo?

“Está claro que estamos en el B y siempre piensas en que el fútbol profesional está ahí, pero lo que me desgasta es el día a día aquí, en la ciudad deportiva. Hablo de desgaste en el apartado psicológico al preparar tareas, en ser mejor, manejar el tema de entrenamientos, en mejorar partido a partido, y eso es en lo que estoy metido, no estoy pensando otra cosa porque estaría fuera de lugar. El que me conoce sabe que soy un entrenador meticuloso en el aspecto de tareas, donde cada vez intentamos cerrar más, que los entrenamientos se parezcan a lo que sucede el día del partido porque creo que entrenar como se quiere jugar es una idea fundamental en el fútbol hoy en día. Esa es la idea, en lo que yo pienso”.

– Una pregunta más personal, ¿cuál ha sido su mejor recuerdo como entrenador y cuál el peor?

“Te puedo decir que buenos recuerdos he tenido varios porque hemos ascendido de categoría Preferente al Buzanada, donde estuvimos tres años y al tercero quedamos campeones y subimos. Otro sería la final de la Copa Heliodoro. También el año pasado cuando quedas campeón con el Tenerife B en Güímar. Creo que es un buen recuerdo ir al estadio en esa fase de ascenso. Malos yo creo que realmente no puedo tener. Es cierto que nos hemos quedado en varias fases de ascenso pero no son malos recuerdos, yo los llamaría malas experiencias, pero de toda mala experiencia se aprende y de esos errores hay que aprender para mejorar cada día y es en lo que estamos”.

 El futuro de Mazinho pasa por seguir en el CD Tenerife o por asumir otro proyecto?

“Sigo diciendo que estoy orgulloso de estar aquí, agradecido y no se sabe nada hasta el 30 de junio que es cuando se cumple mi contrato. Pero ya te digo, estoy muy contento de estar aquí”.

EL_BLOG_DE_CORVINIANO

TAMBIÉN EN ELDORSAL

ATLÁNTICOHOY
No existen comentarios

Publicar un comentario