raquel guillen

La tinerfeña Raquel Guillén roza el bronce en el Europeo de Lucha disputado en Serbia

Raquel Guillén se volvió a la Isla de vacío, pero con la satisfacción de haber luchado en Novi Sad (Serbia) contra factores externos inesperados. La tinerfeña, que representó a España en el Europeo de Lucha (modalidad de Grappling), perdió por un solo punto en la final por el bronce ante Italia.

seleccion lucha

Raquel Guillén, quinta por la derecha, con sus compañeros de selección. | Cedida

TRAS TRIUNFAR EN EL NACIONAL, A UN PASO DEL BRONCE EN SERBIA

Raquel Guillén se proclamó campeona nacional en Cáceres en el mes de abril, obteniendo dos Oros en la modalidad de Grappling (sin kimono) y Grappling Gi (con kimono) en la categoría de 58 kilos. Logros con los que selló el pase a un Campeonato de Europa en el que estuvo cerca de hacer historia recientemente.

La tinerfeña perdió la final por el bronce solo por un punto contra Italia en la categoría de 58 kg. "Fue una pena, faltó muy poco para llevarme la medalla", confiesa la luchadora en ElDorsal.com.

LA ORGANIZACIÓN DEL EVENTO, UN DESASTRE

Guillén considera que partió en seria desventaja respecto a sus adversarias, dado que "llegamos a las 12 de la noche al aeropuerto, y tardamos dos horas de carretera al hotel, para luego sufrir unos problemas con las acreditaciones. Apenas dormimos tres horas la noche antes de la competición, y por ello los resultados no fueron los esperados a nivel general. Fue imposible rendir como el resto de selecciones, que ya llevaban dos días preparándose en Novi Sad (sede del campeonato). La organización fue un desastre", afirmó con resignación a este medio.

No existen comentarios

Publicar un comentario