El futbolista del CD Tenerife Nono durante un partido de LaLiga SmartBank | @jacfotografo

El viaje de Nono, desde Badajoz al CD Tenerife

La historia de Nono y el fútbol empieza en Badajoz. El primer contacto con el balón fue en la escuela. Muchos kilómetros a su espalda hasta llegar al CD Tenerife. Con la camiseta tinerfeñista es un fijo en la alineación en su primera temporada. Un total de veintiún partidos.

"Empecé a jugar en el colegio pero pasé a ser futbolista en el Flecha Negra hasta división de honor. Me fichó entonces el Rayo Vallecano. Jugué en ese club como juvenil, debuté en el fútbol profesional con el primer equipo en Segunda División ante el Recreativo de Huelva. También fui convocado en algunos partidos en Primera División. Compartí piso con chicos de la cantera y del filial cuando llegué. Una chica nos ayudaba con las comidas y también me encontré con Pirri, una de las personas que más me ha ayudado a nivel deportivo. Nos insistía al mismo tiempo en estudiar", explica Nono para ELDORSAL.com.

Sobre sus primeros días en el barrio madrileño afirma que "llegué a una gran ciudad, yo tenía ganas de salir de Badajoz, tener una oportunidad fuera porque compañeros lo habían hecho antes. Se me estaba presentado una oportunidad muy bonita, tenía que aprovecharla. Cuando te ves en esa situación, puedes perderte un poco, pensar que eres el rey del mambo y que la vida va a ser una fiesta. No es así y Pirri me ayudó mucho, fue un padre o un hermano mayo para mí".

Los siguientes pasos de Nono fueron UD Almería B, UCAM Murcia, AD Alcorcón y Extremadura UD. "He tenido la suerte de jugar mucho en los equipos que he estado. En el UCAM Murcia tuve una racha en la que sí participaba pero desde el banquillo, se me etiquetó como futbolista revulsivo. Estar en el banquillo personalmente es complicado pero a nosotros nos pagan por entrenar, el técnico es el que elige. Yo siempre me dedico a entrenar fuerte, irme para la casa y decir que lo he dado todo. Si no tengo minutos, al día siguiente me toca entrenar más fuerte que el día anterior y tener la conciencia tranquila".

Con 29 años de edad, y ya en el CD Tenerife, Nono echa la mirada atrás y repasa momentos buenos y malos que le ha dejado el fútbol. "El descenso con el Extremadura UD fue doloroso, porque tenía muchas ganas de volver a casa. Les toca a cuatro equipos y nosotros fuimos uno. Por el contrario, de lo mejor que me ha pasado ha sido el ascenso a LaLiga SmartBank con el UCAM Murcia en una eliminatoria ante el Real Madrid Castilla".

¿Cuál será la siguiente parada de Nono? De momento, CD Tenerife, donde está feliz y cuenta con la confianza de Luis Miguel Ramis.

Basket Country banner horizontal

TAMBIÉN EN ELDORSAL.COM

2 Comentarios
  • aficionado
    Publicado el 13:42h, 25 febrero Responder

    Pues cuidadin , cuidadin , con las criticas que estos chicos del tete muy profesionales y de nivel segunda pero que muy , muy susceptibles a las criticas.
    A buen seguro que el domingo alguno a los diez minutos nos deja con diez jugadores un gol en contra y por lo tanto ............................... ALCORCONAZO EN EL ESTADIO.
    Suele pasar .

  • aficionado
    Publicado el 13:42h, 25 febrero Responder

    Por lo tanto, maxina concentración y a hacer las cositas bien.

Publicar un comentario