Cádiz-Tenerife

El vestuario del CD Tenerife cree en la remontada

Tras la derrota en Cádiz, los jugadores del CD Tenerife salieron a la zona mixta para valorar el partido. Todos reconocieron que el Cádiz  puso algo más de intensidad y que en una ocasión resolvieron el partido, pero el mensaje es de esperanza y de ilusión de cara a una remontada el domingo.

El vestuario blanquiazul confía en pasar la eliminatoria | @eldorsal

Aitor Sanz: “Han metido una intensidad muy alta y no hemos estado cómodos. Al final se decanta por una genialidad de ellos. Aún queda el de casa, a ver qué pasa. Yo estoy seguro que en casa será otra historia, son dos partidos en muy poco tiempo y no sé si podrán mantener esta intensidad. Tendremos el apoyo de nuestra gente y no les haremos sentir cómodos en la Isla”.

Aarón: “No es el mejor resultado pero estamos muy confiados de cara a la vuelta , quedan 90 minutos y en eso estamos pensando ya. Al final nos enfrentamos a un gran rival donde las segundas jugadas nos superaron. A partir de ahí estuvieron más cómodos y nosotros no hemos encontrado nuestros espacios. Tengo muchas ganas de que llegue el domingo. No dimos nunca dos pases seguidos. Estos partidos se pueden dar y queda otro encuentro. ¿Cómo no voy a confiar después de lo que hemos pasado? Somos conscientes de que queda mucho y encima con nuestra gente”.

Raúl Cámara: “Está claro que el Cádiz hoy ha sido superior, por lo que debemos aprender todos. Estuvimos los 90 minutos defendiendo continuamente y claro que es muy complicado estar todo el partido así. Además no hemos tenido el balón pero hemos perdido un partido y en casa, con nuestra gente y un estadio lleno será otra cosa. Confío mucho en darle la vuelta dentro de unos días. Hemos sufrido mucho, sin duda aunque nos vamos vivos y esa es la cara positiva”.

Germán Sánchez: “La lectura es la que sacamos, sabíamos dónde veníamos, a un partido cerrado con pocas ocasiones y se desequilibró la balanza con ese gran golpeo. El domingo tenemos la revancha. He visto un partido parejo de ver quién comete menos errores y sabíamos del peligro a balón parado y una genialidad pues desequilibró todo. Toca limpiar la mente y pensar que el domingo tenemos un partido de 90 minutos donde no hay que volverse locos. No creo que haya sido el peor partido, ha sido feo para el espectador pero ha sido muy táctico con mucha presión local pero no podemos lamentarnos”.

No existen comentarios

Publicar un comentario