Joselu lleva varios partidos sin ver puerta | @jacfotografo

El CD Tenerife, resucitador de sus rivales

El CD Tenerife se ganó el título de "mata gigantes" en su época dorada por hazañas ante los grandes del fútbol español y europeo. Una loable distinción que contrasta con la fama que también ostenta de resucitador de "muertos". Los blanquiazules, históricamente, han sido clave para cortar rachas negativas de sus rivales, tanto a manera individual como colectiva.

A nivel individual, por ejemplo, el austriaco Polster (Sevilla) consiguió un hat trick ante el CD Tenerife después de 7 jornadas sin anotar, y dos penaltis fallados. Luego, volvió a sumar siete jornadas sin celebrar un tanto y fallando otra pena máxima. Otro caso, fue el de Alcañiz. El jugador del Castellón le endosó cuatro goles al CD Tenerife y luego estuvo 10 partidos sin ver puerta.

En lo colectivo, destaca la derrota ante el Logroñés en la 32ª jornada de la temporada 94-95. Los riojanos vencieron (4-2) al CD Tenerife de Cantatore, después de sólo haber conseguido una victoria en esa temporada. El Deportivo de La Coruña, tal como le pasase esta temporada, también resucitó gracias al conjunto tinerfeño en 1988. Los gallegos, hundidos y candidatos al descenso, despegaron y se salvaron tras vencer al CD Tenerife.

En Fuenlabrada, la enésima resurrección del CD Tenerife

El CD Tenerife ha protagonizado otros capítulos en su particular resurrección de equipos en dinámicas negativas. Este viernes ante el Fuenlabrada (1-0) los tinerfeños volvieron a dar oxígeno a un equipo en barrena. Los madrileños sumaban 13 encuentros seguidos sin conocer la victoria. La última, había sido en la jornada 18 ante el Cádiz el 1 de diciembre. El CD Tenerife, empatado a puntos con el Fuenlabrada, se complicó dando alas a un rival directo por eludir la Segunda División B.

La primera resurrección del CD Tenerife esta temporada fue para el Real Oviedo. Los asturianos visitaron el Heliodoro con su casillero de victorias a cero tras las primeras ocho jornadas. Sólo tres empates habían conseguido, antes de superar (0-1) a la entidad presidida por Miguel Concepción y encandenar tres victorias y un empate.

Otro rival en la lucha por evitar el descenso, el Deportivo de La Coruña, despegó ante el CD Tenerife. Los blanquiazules visitaron Riazor, al final de la primera vuelta, ante un Dépor colista, sumido en una crisis institucional y deportiva. Sólo una victoria en 20 partidos, la del estreno inaugural del campeonato. Los coruñeses se lo creyeron tras la victoria al CD Tenerife y encadenaron siete victorias antes de volver a generar dudas antes del parón por el coronavirus.

El próximo rival del CD Tenerife, el Málaga CF, también quiere resucitar en el Heliodoro

El Málaga CF ya sabe la fama del CD Tenerife en cortar rachas negativas de sus rivales. Lo experimentó en la primera vuelta, doblegando (2-0) a los isleños en La Rosaleda. Los malacitanos habían sumado sólo 3 de los últimos 15 puntos antes de la visita tinerfeñista y luego encadenaron 6 jornadas sin perder.

Después de dos derrotas consecutivas en La Rosaleda (0-1 ante el Real Zaragoza y 1-3 ante la SD Huesca), además de un empate en Las Palmas quieren reencontrase con la victoria a pesar de sus innumerables bajas y problemas institucionales. Confían en que el CD Tenerife demuestre su fama de resucitador de "muertos" y vuelvan a tener un punto de inflexión positivo tras el duelo ante el equipo de Rubén Baraja.

No existen comentarios

Publicar un comentario