Lance de un partido del CD Salesianos / Redacción

El CD Salesianos se despide de la Segunda División dando la cara ante Mengíbar FS

Empezó el partido como era de esperar, con un equipo visitante volcado al ataque, con un dominio absoluto del balón y teniendo al Salesianos frente a las cuerdas durante los primeros minutos. Pero, en un saque largo de Yeray Olivero (15) que buscaba la cabeza de Vélez (10), Tortu (11) cabeceaba un balón hacia detrás y hacía que el Salesianos se adelantara en el marcador (1 – 0). Prácticamente al minuto siguiente Manu Robles (6), uno de los jugadores más desequilibrantes del equipo canario durante toda la temporada, hacía una de las suyas y volvía a marcar para los canarios (2 – 0). Pocas veces había estado el Salesianos en esta situación y había que ver cómo reaccionaría. Un minuto después, Dani Aranda marcaba el primero para los suyos tras haberse encontrado varias veces con el portero local (2 – 1).

En el comienzo de la segunda parte Mengíbar quiso salir a por todas y lo consiguió. En el primer minuto de la segunda parte Manu Orellana (13) conseguía poner el empate en el marcador (2 – 2). De nuevo volvían las tablas en el marcador al Quiquirá, pero con casi veinte minutos de partido por delante.

A pesar de este duro golpe, Salesianos tiró del carro como haría Mengíbar en la primera parte. Intentaría controlar el partido teniendo el balón y atacando la portería visitante jugada tras jugada. Y también, como pasaría en la primera mitad, el equipo que menos lo merecía fue el que marcó. En este caso, a los once minutos de la segunda parte, sería Tony (5) el encargado de poner a su equipo por delante en el marcador por primera vez desde que empezara el encuentro (2 – 3).

Restando diez minutos y con un gol menos en el marcador, Salesianos continuó con el mismo ritmo y las mismas ganas, a sabiendas de que podía ser su momento. Y llegó, Yeray Alcaraz (18) intentaba llegar a un buen balón al segundo palo, pero sería Ureña (8) el que introduciría el balón en la portería (3 – 3). A falta de un minuto el Salesianos intentaría sorprender con portero jugador, identificados cien por cien con su modelo de juego y siendo valientes, pero esta vez no surtió efecto.

Acabó el partido en el Quiquirá, acabó la Segunda División, de la mejor liga de fútbol sala del mundo, para el Salesianos y terminó una de las temporadas más largas para el primer equipo del club canario.

CAJA_SIETE

TAMBIÉN EN ELDORSAL.COM

ATLÁNTICOHOY
No existen comentarios

Publicar un comentario