Lance de un partido del CD Salesianos / Redacción

El CD Salesianos se despide de la Segunda División dando la cara ante Mengíbar FS

MUTUA_TINERFEÑA

Empezó el partido como era de esperar, con un equipo visitante volcado al ataque, con un dominio absoluto del balón y teniendo al Salesianos frente a las cuerdas durante los primeros minutos. Pero, en un saque largo de Yeray Olivero (15) que buscaba la cabeza de Vélez (10), Tortu (11) cabeceaba un balón hacia detrás y hacía que el Salesianos se adelantara en el marcador (1 – 0). Prácticamente al minuto siguiente Manu Robles (6), uno de los jugadores más desequilibrantes del equipo canario durante toda la temporada, hacía una de las suyas y volvía a marcar para los canarios (2 – 0). Pocas veces había estado el Salesianos en esta situación y había que ver cómo reaccionaría. Un minuto después, Dani Aranda marcaba el primero para los suyos tras haberse encontrado varias veces con el portero local (2 – 1).

En el comienzo de la segunda parte Mengíbar quiso salir a por todas y lo consiguió. En el primer minuto de la segunda parte Manu Orellana (13) conseguía poner el empate en el marcador (2 – 2). De nuevo volvían las tablas en el marcador al Quiquirá, pero con casi veinte minutos de partido por delante.

A pesar de este duro golpe, Salesianos tiró del carro como haría Mengíbar en la primera parte. Intentaría controlar el partido teniendo el balón y atacando la portería visitante jugada tras jugada. Y también, como pasaría en la primera mitad, el equipo que menos lo merecía fue el que marcó. En este caso, a los once minutos de la segunda parte, sería Tony (5) el encargado de poner a su equipo por delante en el marcador por primera vez desde que empezara el encuentro (2 – 3).

Restando diez minutos y con un gol menos en el marcador, Salesianos continuó con el mismo ritmo y las mismas ganas, a sabiendas de que podía ser su momento. Y llegó, Yeray Alcaraz (18) intentaba llegar a un buen balón al segundo palo, pero sería Ureña (8) el que introduciría el balón en la portería (3 – 3). A falta de un minuto el Salesianos intentaría sorprender con portero jugador, identificados cien por cien con su modelo de juego y siendo valientes, pero esta vez no surtió efecto.

Acabó el partido en el Quiquirá, acabó la Segunda División, de la mejor liga de fútbol sala del mundo, para el Salesianos y terminó una de las temporadas más largas para el primer equipo del club canario.

CAJA_SIETE

TAMBIÉN EN ELDORSAL.COM

ADIDAS
LA_CHACHI
No existen comentarios

Publicar un comentario