tenerife cádiz

Cervera le ‘regala’ diez millones al Tenerife

La calidad del jugador es el ingrediente básico en la ‘receta del éxito’ de un canterano. Y el trabajo del club en las categorías inferiores también importa. Eso sí, la clave pasa porque un entrenador detecte ese talento, se atreva a hacer debutar a ese futbolista en el primer equipo… y le dé continuidad. Álvaro Cervera pertenece a ese grupo de técnicos. Y cuatro años después de dejar la Isla, su osadía –y su conocimiento– aún le genera importantes ingresos al Tenerife.

La apuesta de Cervera por la cantera y su concepto de técnico de club le han reportado, de momento, unos diez millones de euros al conjunto insular. Su último ‘regalo’ son los tres millones que el Tenerife podría ingresar por la venta de Jorge Sáenz al Valencia, que se hará efectiva el próximo 30 de junio tras debutar como profesional con 18 años recién cumplidos de la mano de Álvaro… y darle continuidad por delante de veteranos como Albizua o Hugo Álvarez.

[widget id=”custom_html-38″]

La aportación de Cervera al Tenerife va más allá del ascenso de categoría que lideró en el curso 12-13 o los 110 encuentros dirigidos. Así, en febrero de 2015, al producirse su destitución, prefirió llegar a un rápido acuerdo con la entidad pese a tener firmados tres años y medio más de contrato. Y por el camino hizo debutar en el fútbol profesional y le dio continuidad a canteranos como Alberto, Ayoze Pérez, Roberto, Nano, Carlos Abad, Jorge o Cristo González.

El actual entrenador del Cádiz se medirá este sábado a un Tenerife en el que dejó una profunda huella deportiva… y económica. Así, la primera perla en ser traspasada fue Ayoze, que antes de explotar con 20 años pudo irse casi gratis al Espanyol que dirigía el mexicano Javier Aguirre. Álvaro paró esa operación y también se opuso a su marcha al Oporto, antes de que el Newcastle pagara los dos millones de euros recogidos en su cláusula de rescisión.

Ayoze Pérez, Newcastle, celebra un gol

Ayoze Pérez está más que adaptado al fútbol inglés

También dejó 3,2 millones de euros la venta al Eibar de Nano, al que Cervera hizo debutar con 18 años en un curso 13-14 en el que fue titular en las visitas a Eibar (1-2) o Las Palmas (1-0) en plena pelea por entrar en los ‘playoffs’. El curso siguiente, amén del citado Jorge, que puede dejar tres kilos en las arcas blanquiazules, se estrenó con 16 años –y marcó un gol con apenas 17– el punta Cristo González, traspasado al Castilla por 750.000 euros.

Otras opciones de traspaso

Durante su estancia en la Isla, Cervera también hizo debutar y le dio continuidad a Alberto Jiménez –que ya suma 140 partidos con la camiseta blanquiazul– y a Carlos Abad, titular con 19 años hasta que una grave lesión ante el Betis propició la urgente contratación de Dani Hernández. Con el tiempo, Carlos Abad, prestado ahora al Córdoba, también pudo dejar dinero al Tenerife, pues fue cedido dos años al Castilla con una doble opción de compra.

Vital en el título del filial madridista a las órdenes de Zidane y Ramis, una expulsión en los ‘playoffs’ de ascenso ante el Lleida emborronó un curso que invitaba al Madrid a hacer efectiva su compra por dos millones de euros. Y otro traspaso frustrado fue el de Bruno González, central del Getafe al que Cervera dio cancha en la Isla tras un debut testimonial (un encuentro): jugó 78 partidos en dos años… y se fue gratis al Betis, donde ascendió y se consolidó en la élite.

Para la historia quedan los diez canteranos usados con frecuencia en el Tenerife 13-14, coincidiendo todos en una victoria (1-0) ante el Recre. Roberto, Alberto, Bruno, Ayoze Díaz, Suso, Ricardo, Cristo Martín y Ayoze Pérez fueron titulares, entrando Nano y Edgar desde el banquillo. Tras la marcha de Álvaro, han debutado hasta trece canteranos [Omar Perdomo, Santi Luque, Jairo, Ale González, Nadjib, Bolaños, Ale Pipo, Nahuel, Giovanni, Brian Martín, Borja Llarena, Ángel Galván y Javi Alonso], pero sólo Jairo tiene protagonismo en el fútbol profesional.

Y curiosamente, lo tiene de la mano de Álvaro en el Cádiz, un club que también ha ingresado casi trece millones de euros con las ventas de Aridane (Osasuna), Álvaro García (Rayo Vallecano) o Manu Vallejo (Valencia), tres futbolistas que explotaron en el equipo andaluz con Cervera en el banquillo.

No existen comentarios

Publicar un comentario