SERVICIO_WHATSAPP

Así llega el Nàstic a su duelo ante el CD Tenerife en el Heliodoro

Un rival herido, pero entero. El Nàstic visita al CD Tenerife con la necesidad imperiosa de ganar (solo lo ha hecho una vez esta temporada fuera de casa), conocedor de que ha mejorado en imagen con el paso de las jornadas, y sobre todo tras la llegada de Enrique Martín a su banquillo. Un viejo rockero que ha implantado pundonor y saber estar al colista, que está tocado, pero no muerto.

Con 16 puntos, el Nàstic marcha en última posición y se presenta en el Heliodoro como un equipo incómodo, que tratará de contrarrestar el intento de dominio de balón del equipo de Oltra, así como ser efectivo cara a gol. La parcela ofensiva es el gran 'debe' del equipo menos goleador a domicilio. Solo suma tres (dos Suárez y uno Albentosa).

Nano, en el choque de ida ante el Nàstic | @nastictarragona

EN PLENA RENOVACIÓN

El conjunto grana se encuentra en una remodelación exprés, como el CD Tenerife (salvando las distancias). Imanol García (Osasuna), Ousseynou Thioune (Ittihad Tanger), Pipa (Espanyol), Mikel Villanueva (Málaga) y Barrada (Antalyaspor) son caras nuevas que tratarán de dar un salto de calidad a un equipo netamente inferior al resto de equipo de LaLiga 123 hasta el momento. En este sentido, solo éste último no participará en el Heliodoro, y el resto podría ser de la partida.

Sin Omar Perdomo, que apenas cuenta en el equipo tarraconense, Enrique Martín aboga por la contundencia por vía aérea de Manu Barreiro, así como la valentía de Djetei en tareas defensivas. Sin su timón habitual, Fali, el Nàstic podría formar con una cara nueva en la sala de máquinas, el senegalés Thioune. En pleno lavado de cara, el CD Tenerife no deberá fiarse de un colista urgido de puntos, con poco nombre pero poco que perder en un partido donde el favoritismo está completamente teñido de blanquiazul.

Un posible once del Nàstic podría estar formado por Bernabé; Salva, Djetei, Mikel Villanueva, Minero; Imanol García, Thione, Pipa, Javi Jiménez; Suárez, Barreiro.

No existen comentarios

Publicar un comentario