SERVICIO_WHATSAPP
Andrés Mata, tinerfeño que sigue triunfando en la halterofilia / FEDEHALTER

​Andrés Mata, así se construye una plata

Andrés Eduardo Mata Pérez será una de las grandes esperanzas canarias en los Juegos de Tokio 2020. Tras cumplir con nota en Londres y Río, el halterófilo isleño ya sueña con la medalla en la cita nipona. Llegará a Japón con la vitola de medallista europeo, pues este miércoles en Georgia se colgaba una plata inesperada, pero forjada desde el esfuerzo y la perseverancia.

"Estoy disfrutando el momento", relataba en su primera entrevista tras su plateado éxito, este jueves en Radio Club Tenerife. "No me salió la competición esperada en todos tiempos, pero sí en arrancada. Me molestó un poco no tirar más, pero tuvimos un problemilla con los jueces, pero al final lo salvamos con 187 kilos. En arrancada me encontré mejor que nunca e igualé mi mejor marca de entrenamientos, que hacía bastantes años que no tocaba. Estoy contentísimo y súper adaptado a la categoría (-81kg). Se nota que la preparación ha sido la adecuada", apuntó.

"Ya estoy deseando volver a competir, a ver de qué soy capaz en el total olímpico", afirma Mata, que no se esperaba la plata. "Los demás competidores empezaron a picarse entre sí", dijo el canario, que entró en liza en el grupo B, aquel donde teóricamente participan los no favoritos. "Así conseguí colarme en la segunda posición en arrancada, que sabe a gloria. Me parece merecida porque fue una marca bastante notable a nivel europeo. Ahora estoy disfrutando, pero deseando competir otra vez", dice. Mata, con la vista puesta en Tokio 2020, se fija un nuevo y ambicioso objetivo: levantar 350 kilogramos en el total olímpico.

CAJA_SIETE

TAMBIÉN EN ELDORSAL.COM

ATLÁNTICOHOY
No existen comentarios

Publicar un comentario